¿Qué casonas puedes conocer en el centro de Lima, Perú?

conocer en el centro de Lima, Perú

Prepárate para un viaje al pasado, ya que el Centro de Lima -considerado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco-, guarda en su interior unas casonas coloniales que aún conservan su antiguo aspecto: estas hermosas y elegantes edificaciones supieron acoplarse a los constantes cambios de la urbe y su tecnología para servir como una mirada al ayer. Muchos de estos edificios son considerados como Patrimonio Cultural del Perú debido a su legado histórico, artístico y arquitectónico.

Casa de Torre Tagle

Casa de Torre Tagle

Es también conocida como el Palacio de Torre Tagle. En el pasado, fue una hermosa y ostentosa edificación construida durante la época virreinal (siglo XVIII) con materiales traídos de Europa y Centroamérica. Hoy en día, mantiene muchos de los detalles que le dan ese aspecto tan elegante del ayer, aunque fue readaptada por dentro, ya que sirve como la sede principal del Ministerio de Relaciones Exteriores del Perú desde 1918.

Lo más llamativo de este inmueble ubicado en el jirón Ucayali son sus bellos balcones ubicados en el segundo piso de la parte exterior, a la vista de todos los transeúntes.

Casa de Osambela o Casa de Oquendo

Casa de Osambela

El 28 de octubre de 1746 ocurrió un terremoto y maremoto que dejó devastado a gran parte de Lima y Callao. Entre los escombros, estaba el territorio que hoy ocupa la Casa de Osambela (también llamada Casa de Oquendo), bautizada así en honor a Martín de Osambela, un acaudalado banquero, comerciante y navegante español, quien compró el espacio del terreno en mención y levantó este edificio con cinco balcones en su frente.

¿Y por qué también es conocida como Casa de Oquendo? Debido a su segundo dueño: José de la Asunción Oquendo adquirió el inmueble en 1840. Hoy en día, la propiedad ubicada en el jirón Conde de Superunda pertenece a la Caja de Ahorros de Lima.

Casa de Aliaga

Casa de Aliaga

Es la casona más antigua de Lima, propiedad de Jerónimo de Aliaga y Ramírez, quien inició su construcción en 1536. Este edificio tiene más de 15 generaciones en las que sus propietarios, todos pertenecientes a la familia Aliaga, se preocuparon por conservarlo hasta la actualidad.

Incluso, Juan José Aliaga y Sotomayor fue el encargado de su reconstrucción tras el terremoto de 1746. Ingresar a la Casa de Aliaga es un viaje al pasado, ya que aún se mantienen intactos los distintos pasillos, cuartos y adornos que te hacen vivir la experiencia de la Lima del ayer. Está ubicado al lado del Palacio de Gobierno y puedes acceder a ella mediante un tour.

Casa de Riva Agüero

Casa de Riva Agüero

Su color rojo encendido es inconfundible, puesto que llama tanto la atención como los dos enormes balcones que adornan su frontis. Este edificio ubicado en el jirón Camaná tiene más de 250 años de haberse creado y en su interior está instaurado el Museo de Arte y tradiciones populares del Perú, además de contar con una biblioteca, hemeroteca y una capilla. El ingreso a sus instalaciones es gratuito y podrás maravillarte con todos los recuerdos que te remontarán a la época colonial.